EL MUNDO DEL TRABAJO



JUBILACIÓN

                                           
 
Jubilación edad ordinaria.

 
Excepciones:

Se mantiene la edad de 65 años para quienes resulte de aplicación la normativa vigente a 31-12-2012.

Jubilación anticipada.

Jubilación parcial.

Jubilación flexible.

En ningún caso, la aplicación de los coeficientes reductores de la edad ordinaria de jubilación dará lugar a que el interesado pueda acceder a la pensión de jubilación con una edad inferior a 52 años; esta limitación no afectará a los trabajadores de los regímenes especiales (de la Minería del Carbón y Trabajadores del Mar) que, en 01-01-08, tuviesen reconocidos coeficientes reductores de la edad de jubilación, a los que se aplicará la normativa anterior.


DETERMINACIÓN DEL PERÍODO COTIZADO:

El cómputo de los meses se realizará de fecha a fecha a partir de la fecha correspondiente al nacimiento. Cuando en el mes del vencimiento no hubiera día equivalente al inicial del cómputo, se considerará que el cumplimiento de la edad tiene lugar el último día del mes.
 

Los períodos de cotización acreditados, a los efectos de poder acceder a la pensión de jubilación al cumplimiento de la edad que, en cada caso, resulte de aplicación, vendrán reflejados en días y, una vez acumulados todos los días computables, sin que se tenga en cuenta la parte proporcional correspondiente a las pagas extraordinarias, serán objeto de transformación a años y meses, con las siguientes reglas de equivalencia:
 

El año adquiere el valor fijo de 365 días y el mes adquiere el valor fijo de 30,41666 días.
 

Para el cómputo de los años y meses de cotización se tomarán años y meses completos, sin que se equiparen a un año o a un mes las fracciones de los mismos.
 

Para determinar los períodos de cotización computables para fijar la edad de acceso a la pensión de jubilación, además de los días efectivamente cotizados por el interesado, se tiene en cuenta:
 

Los días que se consideren efectivamente cotizados, como consecuencia de los periodos de excedencia que disfruten los trabajadores, de acuerdo con el artículo 46.3 del texto refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores.
 

Los días que se computen como periodo cotizado en concepto de beneficios por cuidado de hijos o menores acogidos.
 

Los períodos de cotización asimilados por parto que se computen a favor de la trabajadora solicitante de la pensión.
PERIODO MINIMO DE COTIZACION:

El reconocimiento del derecho a una pensión de jubilación exige la acreditación de los siguientes períodos de cotización:

-Trabajadores en situación de alta o asimilada:

Período de cotización genérico: Es preciso acreditar un período mínimo de 5.475 días de cotización, es decir 15 años de cotización efectiva a lo largo de la vida laboral, sin computar las gratificaciones extraordinarias.

Período de cotización específico:

Si se accede a la pensión de jubilación desde una situación de alta, 2 años de la carencia genérica, deben estar comprendidos dentro de los 15 años inmediatamente anteriores al momento de causar el derecho.
Si se accede a la pensión de jubilación desde una situación de asimilada al alta sin obligación de cotizar, 2 años de la carencia genérica deben estar comprendidos dentro de los 15 años inmediatamente anteriores a la fecha en que cesó la obligación de cotizar.

No se exige que estos 2 años deban de ser necesariamente continuados.
 
-Trabajadores en situación de no alta ni asimilada: 

Período de cotización genérico: Es preciso acreditar 5.475 días, es decir 15 años de cotización efectiva sin computar las gratificaciones extraordinarias.
 Período de cotización específico: 2 años deberán estar comprendidos dentro de los 15 os inmediatamente anteriores al momento de causar el derecho.
 
-Trabajadores contratados a tiempo parcial:
Para acreditar los períodos de cotización necesarios a partir de 04-08-2013,  se aplican nuevas reglas. 
 
 
PERÍODOS COMPUTABLES:

Para acreditar el período de carencia se han de tomar en cuenta:

Todas las cotizaciones efectivamente realizadas y no superpuestas.
 
No se tienen en cuenta las cotizaciones efectuadas por el SEPE durante la percepción del subsidio por desempleo para mayores de 55 años, ya que el período de carencia se debe tener acreditado a la solicitud de dicho subsidio.

No se tiene en cuenta como cotizado el período del servicio militar cuando no existió la obligación de cotizar.


 CUANTIA:
 
La cuantía de la pensión es el resultado de aplicar dos parámetros:
- base reguladora.
- porcentaje.
Se garantizan cuantías mínimas, según edad y cargas familiares.
La pensión, incluido el importe de la pensión mínima, se revaloriza al comienzo de cada año, de acuerdo con el índice de revalorización previsto en la correspondiente Ley de Presupuestos Generales del Estado.

BASE REGULADORA:

La base reguladora es una cantidad que se calcula en función de las cotizaciones reales realizadas por el interesado en un periodo de referencia.

A partir del 01.01.2013 se añade un año de cotización cada ejercicio a los 15 años de cotización exigibles con anterioridad a dicha fecha, de forma ininterrumpida hasta que en el año 2022, el periodo de cálculo de la base reguladora será de 25 años (300 meses), inmediatamente anteriores al mes previo al del hecho causante, período que se mantendrá estable desde esa fecha:
 
2013, se dividirá por 224 la suma de las bases de los 192 últimos meses (16 años).
2014, se dividirá por 238 la suma de las bases de los 204 últimos meses (17 años).
2015, se dividirá por 252 la suma de las bases de los 126 últimos meses (18 años).
2016, se dividirá por 266 la suma de las bases de los 228 últimos meses (19 años).
2017, se dividirá por 280 la suma de las bases de los 240 últimos meses (20 años).
2018, se dividirá por 294 la suma de las bases de los 252 últimos meses (21 años).
2019, se dividirá por 308 la suma de las bases de los 264 últimos meses (22 años).
2020, se dividirá por 322 la suma de las bases de los 276 últimos meses (23 años).
2021, se dividirá por 336 la suma de las bases de los 288 últimos meses (24 años).
2022 y siguientes, se dividirá por 350 la suma de las bases de los 300 meses  (25 años) inmediatamente anteriores al mes previo al del hecho causante.

 
Actualización de las bases de cotización:
En todos los casos, las bases de cotización de los 24 meses (2 años) inmediatamente anteriores al mes previo al del hecho causante se computarán por el valor nominal de las cotizaciones, y se actualizarán con la inflación devengada en cada año (IPC), todas las anteriores (las de los 23 años anteriores en el caso extremo a partir de 2022).
PORCENTAJE:
El porcentaje es variable en función de los años de cotización a la Seguridad Social.
A partir del 01.01.2013 se establece un nuevo sistema para determinar el porcentaje, que se aplicará de forma transitoria y gradual hasta que culminará en el año 2027.
En el año 2027 se aplicará una escala que comienza con el 50% a los 15 años, aumentando a partir del decimosexto año un 0,19% por cada mes adicional de cotización, entre los meses 1 y 248, y un 0,18% los que rebasen el mes 248, sin que el porcentaje aplicable a la base reguladora supere el 100%, salvo en los casos en que se acceda a la pensión con una edad superior a la que resulte de aplicación.
 La escala de porcentajes transitoria y la definitiva del 2027 es la siguiente: 
PORCENTAJE – JUBILACIÓN – AÑOS COTIZADOS
PERIODO
DE
APLICACIÓN
PRIMEROS
15 AÑOS
AÑOS ADICIONALES
TOTAL
 
Años
%
MESES
ADICIONALES
COEFICIENTE
%
AÑOS
AÑOS
cotizados
%
 
2013 a 2019
15
50
1 al 163
83 restantes
0,21
0,19
34,23
15,77
 
15
50
Total 246 meses
50,00
20,05
35,5
100
 
2020 a 2022
15
50
1 al 106
146 restantes
0,21
0,19
22,26
27,74
 
15
50
Total 252 meses
50,00
21
36
100
 
2023 a 2026
15
50
1 al 49
209 restantes
0,21
0,19
10,29
39,71
 
15
50
Total 258 meses
50,00
21,5
36,5
100
 
A partir de 2027
15
50
1 al 248
16 restantes
0,19
0,18
47,12
2,88
 
15
50
Total 264 meses
50,00
22
37
100
 
Transcurrido el periodo transitorio en el año 2027, para obtener el 100% de la base reguladora se necesitaran 37 años de cotización.  
Porcentaje aplicable a quienes se acojan a la legislación anterior a 01-01-2013.
Se aplica una escala que comienza con el 50% a los 15 años, aumentando un 3% por cada año adicional comprendido entre el decimosexto y el vigésimo quinto y un 2% a partir del vigésimo sexto hasta alcanzar el 100% a los 35 años de cotización:
ESCALA DE PORCENTAJES POR AÑOS COTIZADOS
Años de cotización
Porcentaje de la
base reguladora
A los 15 años
50%
A los 16 años
53%
A los 17 años
56%
A los 18 años
59%
A los 19 años
62%
A los 20 años
65%
A los 21 años
68%
A los 22 años
71%
A los 23 años
74%
A los 24 años
77%
A los 25 años
80%
A los 26 años
82%
A los 27 años
84%
A los 28 años
86%
A los 29 años
88%
A los 30 años
90%
A los 31 años
92%
A los 32 años
94%
A los 33 años
96%
A los 34 años
98%
A los 35 años
100%

ABONO:
Las pensiones se abonan en 14 pagas, una por cada uno de los meses del año y dos pagas extraordinarias al año, que se hacen efectivas junto con las mensualidades de junio y noviembre y por el mismo importe que el de la mensualidad ordinaria correspondiente a dichos meses.
En los supuestos de reconocimiento inicial o de reanudación del percibo de una pensión, así como en los casos de suspensión del percibo de la pensión o extinción de la misma, la paga extraordinaria correspondiente se abona en razón de sextas partes.
           

EFECTOS ECONÓMICOS
Trabajadores en alta: Si la solicitud se presenta dentro de los 3 meses anteriores o posteriores a la fecha del cese en el trabajo, los efectos económicos se producen a partir del día siguiente al del cese. Si la solicitud se presenta transcurridos más de tres meses desde el cese en el trabajo, los efectos económicos se producen con una retroactividad máxima de 3 meses desde la fecha de presentación de la solicitud.
 
Trabajadores en situación asimilada a la de alta o que no estén en alta: Desde el día siguiente al de presentación de la solicitud, excepto en algunas situaciones asimiladas al alta que es cuando se produzca el hecho causante.

 

IRPF:

La pensión de jubilación tiene la consideración de rendimientos de trabajo, y por lo tanto está sujeta al impuesto del IRPF, y a su retención a cuenta, que se aplica sobre la cuantía definitiva de la pensión de jubilación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Fundación para la adopción, apadrinamiento y defensa de los animales